sábado, 23 de junio de 2012

Renacer.

A veces por la rabia que he llegado a sentir por todo esto,hubiera ido a la guerra a dar la pelea hasta no poder más y decir todo lo que sé,pero antes, comienzo a respirar, me detengo un momento mirando al cielo y me digo: "No vale la pena, ya todo está hecho, en este terreno existirá el egoísmo, la venganza, la superioridad, pero aquí no existe el perdón."

Sé que si me hubiera enterado antes, hubiera sido más doloroso de lo que era y más decepcionante, pero fue ahora, en que ya nada de eso me llega y es más de lo que ya sabía, solamente me provoca impotencia de lo injusto que fue todo y lo que es ahora, en que nadie hace algo al respecto, que la mayoría calla, yo haciendo nada y no es porque no quiera, sencillamente siento que no es el momento y sigo haciendo mi vida, mi camino y cuando llegue el momento, será mi turno de actuar tomando en cuenta también, que cada vez más calza todo.

Ya me critiqué, asumí los errores que cometí y enfrenté hacer lo que correspondía, ya me perdoné, recogí las cenizas y volví a renacer, como un Fenix en su pleno canto a la esperanza. 

Todo comienza con perdonar a nosotros mismos y a los demás, por el contrario, el alma seguirá muerto y ahora es el momento en que es mi tuno de hacerlo.

Aunque ella no sepa de esta entrada, todo esto es gracias a la gran enseñanza de mi madre cuando ella pasó por una situación peor que la mía y ha sido mi inspiración. Te amo.





1 comentario:

Renacer.

A veces por la rabia que he llegado a sentir por todo esto,hubiera ido a la guerra a dar la pelea hasta no poder más y decir todo lo que sé,pero antes, comienzo a respirar, me detengo un momento mirando al cielo y me digo: "No vale la pena, ya todo está hecho, en este terreno existirá el egoísmo, la venganza, la superioridad, pero aquí no existe el perdón."

Sé que si me hubiera enterado antes, hubiera sido más doloroso de lo que era y más decepcionante, pero fue ahora, en que ya nada de eso me llega y es más de lo que ya sabía, solamente me provoca impotencia de lo injusto que fue todo y lo que es ahora, en que nadie hace algo al respecto, que la mayoría calla, yo haciendo nada y no es porque no quiera, sencillamente siento que no es el momento y sigo haciendo mi vida, mi camino y cuando llegue el momento, será mi turno de actuar tomando en cuenta también, que cada vez más calza todo.

Ya me critiqué, asumí los errores que cometí y enfrenté hacer lo que correspondía, ya me perdoné, recogí las cenizas y volví a renacer, como un Fenix en su pleno canto a la esperanza. 

Todo comienza con perdonar a nosotros mismos y a los demás, por el contrario, el alma seguirá muerto y ahora es el momento en que es mi tuno de hacerlo.

Aunque ella no sepa de esta entrada, todo esto es gracias a la gran enseñanza de mi madre cuando ella pasó por una situación peor que la mía y ha sido mi inspiración. Te amo.





1 comentario: